En Compañia de Mujeres

La fortaleza de la mujer se complementa en la seguridad que le produce el pertenecer y ser aceptada. Ser parte de objetivos mayores y saber que estos producirán fruto es un gran incentivo. En estos tiempos como en los tiempos de la Biblia, las mujeres de Dios conocen y son fieles a principios de vida. Dos de estos son, la fuerza y el honor.

Fuerza y Honor son su vestidura… Proverbios 31:25

La fuerza en la mujer es evidente en su carácter persistente. Cuando una mujer está convencida de su propósito, ella camina, corre y hasta vuela hacia la realización de sus sueños. La virtud de la perseverancia es su fuerza y gran potencial. La lleva a alcanza metas “imposibles”, a soñar y hacer esos sueños realidad. La mujer que visualiza y persevera hasta el final es una que produce frutos.

Como mujeres de reino debemos asegurar que nuestros frutos alimenten y nutran al que los come. Sean nuestras amigas, hijos, hermanos, esposos… Asegurar la calidad del fruto que nuestra perseverancia y esfuerzo producirá es posible. Para esto debemos cuidar que a nuestra fuerza o perseverancia la dirija el honor.

El complemento de la fuerza es el honor. El honor, sinónimo de honra y de integridad, canaliza los esfuerzos de la mujer a lo correcto. Protege su inversión. Ella sabe que si sus esfuerzos no están alineados con los de Dios, su trabajo es en vano, y los frutos que su esfuerzo producirá no necesariamente serán buenos. Es la integridad la que guía a la mujer a tomar decisiones que honran su visión, y a aquellos con los que relaciona.

La fuerza y el honor no solo aseguran que nuestro esfuerzo no sea en vano, también nos posicionará en medio de una compañia de mujeres con propósito con las cuales fluiremos en el mover de Dios.

ORACION:

Señor Jesus gracias por tu amor y tu infinito favor sobre mi vida. Te pido escudriñes mi corazón, mi mente y mis esfuerzos. Hoy retomo mi porción de honra y la aplico a mi vida y la decisiones que estoy por tomar. Que la fuerza y el honor sean evidente en mi vida para gloria tuya, amen. 

 

 

Comparte

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s