¿Puedo vivir en santidad?

Por:  Elisa Flores 

Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios. Mateo 5:8.

La santidad, sin la cual nadie vera al Señor. Hebreos 12:14

 

pexels-photo-255268.jpeg

Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor.

 

 

  1. En su conflicto con el mundo, deben buscar la paz, pero no a expensas de sacrificar la santidad, Dios no lo hubiera ordenado el Señor.

Levítico 19:2: “Habla a toda la congregación de los hijos de Israel, y diles: Santos seréis, porque santo soy yo Jehová vuestro Dios”.

Ser santo significa ser separado para Dios.

La santidad la define la propia naturaleza de Dios. Ser apartado para Dios nos hace Santos.

  1. Las buenas obras no nos hacen santos. Somos hechos santos por medio de la fe en Cristo Jesús y también por la fe somos salvos, poco a poco. Mientras crecemos y vivimos en el señor, nos parecemos más y más a él.

2 Corintios 3:18

 

18 Por tanto, nosotros todos, mirando a cara descubierta como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, como por el Espíritu del Señor”.

¿Puede una mujer, vivir en santidad? Mirando como un espejo se refiere tanto a “REFLEJAR” como “MIRAR ADENTRO”, mientras contemplamos la Gloria del Señor, somos continuamente transformadas…

En la misma imagen por el Espíritu Santo. Entonces nosotras con Gloria Creciente, reflejemos lo que contemplamos.

Si ponemos nuestra vista en el Señor Jesús, pensamos en Jesús, estudiamos su verdad, oramos a Jesús y buscamos seguir su ejemplo, nos parecemos a él.  Nos semejamos a él porque hemos sido apartados para él, esta es la verdadera Santidad.

  1. Si eres cristiana, dentro de 10 años nuestras vidas tienen que ser diferentes de lo que es ahora, tus motivos y deseos serán como cada día más elevados, en la medida que tu busques a él, Jesús dice “Bienaventurados los de limpio corazón porque ellos verán a Dios” Mateo 5:8.

Si podemos alcanzar cierto grado de pureza, pero esto viene de Dios.

A medida que tenemos fe y nos acercamos cada día más a él.  Aunque la perfección no se alcanza completamente en esta vida, debemos buscarla y aspirar a ella en todo momento, porque la madurez cristiana y la santidad forman parte de la vida  de los hijos de Dios responsables.

La santidad también es PRÁCTICA. La madurez en la santidad se observa en aquellos que han dejado de preocuparse por sus propias necesidades y se han identificado totalmente, dentro de la visión global de su Padre con la idea de transformar un mundo herido.

La santidad engendra la ACTITUD MADURA que nos impulsa a convertimos en instrumentos de cristo, para cumplir con los anhelos de la oración del Señor. 

Mateo 6:10

Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.

Venga tu Reino: quien ora pide el establecimiento del gobierno de Dios en las vidas y situaciones reales, no solo su consumación en la era venidera, esto se define más adelante como la realización de la voluntad de Dios sobre la tierra.

Comparte

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s